Quiero agradecer por cada cosa que me han dado. Con esto, yo puedo enseñarles a los niños de Providencia sobre el cuidado del medio ambiente y puedo seguir con mi sueño de reforestar una décima parte de nuestra isla